perchero

“El hombre que amaba a un perchero”, una historia para rever varias cosas

El tema de las relaciones humanas siempre fue muy complejo, y cómo que nunca nos ponemos de acuerdo la sociedad decidió marcar lo que es considerada una relación “normal”, y por ende señalar tácitamente todo lo que es anormal, pero, irónicamente, estadísticamente la mayoría de las relaciones son “anormales” hoy día, lo que debería hacernos reconsiderar qué es lo común, y qué es lo normal.

El texto a continuación busca sacudir un poco estos cimientos, presentando una idea completamente absurda, y convirtiéndola en algo real y posible, y hasta lógico.

Era el segundo de enero del 2012, iniciaba un año más, e iniciaba con un nuevo paciente.

Tener un nuevo paciente siempre me produce una mezcla de emociones, por un lado estoy ansioso y deseoso de ver que problemas trae, y como puedo hacer para ayudarlo; pero por otro lado tengo miedo de que sea algo que me supere, de perjudicarlo, o de cometer algún error crítico.

El paciente ingresó, y tras explicarle el proceso usual, además del costo de las sesiones y demás detalles, le pedí que se recueste en el diván y me explique que lo traía aquí.

– Para serte sincero yo no quiero estar acá, no me parece necesario, me parece hasta estúpido, pero mis viejos y mis amigos insistieron, entonces decidí venir.

Entiendo señor, y a que se debe que sus padres y amigos hayan insistido? Algún problema o detalle que los moleste?

– Y…si, podría decirse que es eso. Un detalle realmente, más que un problema, pasa que yo estoy enamorado de un perchero.

Ahogué una mueca de asombro lo mejor que pude.

Perdón, me dijo un perchero señor?

– Si, de esos para colgar camisas y sombreros, un perchero de pie.

Podría explicarme porqué dice que lo ama?

– No sabría realmente, no creo que todos puedan explicar porqué aman a algo o a alguien, yo soy uno de esos.

Al comienzo creí que me estaba tomando el pelo, que se estaba burlando de mí, pero mientras la conversación avanzaba más me iba percatando de que este no era el caso.

Desde hace cuanto tiempo siente esto hacia el perchero? Cómo empezó?

– Desde que tengo memoria ese perchero forma parte de mi vida, creo que desde que nací que estuvo en mi pieza, y no pasa un día sin que lo vea, de a poco fui percatándome más de su presencia, siempre le miraba antes de dormir, cuando estaba enfermo siempre era el único presente constantemente conmigo, casi cuidándome, varias veces que estuve por caerme tras llegar borracho él logró detenerme y evitar así que me lastimara, y lo que empezó como cariño se transformó en amor, ahora le amo al perchero, y no quiero separarme de él, quiero que siempre forme parte de mi vida.

Usted desea tener relaciones sexuales con el perchero?

– No solo deseo, sino que ya las tuve, pero siempre con respeto, o sea, sin agujerearlo ni nada, y después le limpio bien.

Ya, estoy tratando de entender…y usted se ve en una relación con alguna persona? Es decir, me voy a expresar mejor, podría usted estar en una relación normal con otra persona?

– Y…tuve novias, bastantes, pero no sé…siempre me están juzgando, retándome, exigiéndome, el perchero no hace nada de eso, siempre escucha mis problemas, nunca me critica, y al mismo tiempo con su silencio me ejerce presión, y a veces es la respuesta exacta que necesito.

Usted habla con el perchero?

– Si, durante horas, decirle en voz alta mis problemas muchas veces ayuda a que se solucionen, es una especie de ritual de meditación ya para mí.

Pero podría usted tener una relación con otra persona que entienda la importancia del perchero en su vida?

– Si, supongo, no veo la necesidad, pero supongo que podría.

Y cómo esta relación con el perchero afecta su vida social? Además del lado que ya habíamos discutido de parejas y demases?

– Tengo amigos, y paso tiempo con ellos, pero así como ellos tienen novias y nos dejan de lado un rato, así también a mi me gusta de tanto en tanto estar con mi perchero.

El perchero en cuestión no tiene algún nombre o algún apodo?

– No, es un perchero, y le llamo como tal.

Así que tus amistades no están muy felices por el hecho de que dejas de estar con ellos para estar con el perchero.

– No sé si podría decirse eso, porque en ningún momento les dejé en bola o les cambié los planes, como ellos si hacen a veces, sino que la idea de que esté enamorado de un perchero lo que les parece demasiado raro ya, y por eso me insistieron que venga.

A usted no le parece raro tener una relación sentimental con un perchero?

– No creo, cuanta gente hay que ama el dinero, o zapatos, o lo que sea, y nadie les dice nada. Decime una persona que no ame lo material, a todos nos encantan las cosas, todos tienen una remera favorita, o les encanta su celular nuevo, o la tele, o su auto, o lo que sea, el hecho de que yo me anime a admitir que amo mi perchero parece descolocarles pero no entiendo porqué.

Sinceramente no creo que los demás amen a un auto del mismo modo que usted asegura amar a su perchero, que yo sepa al menos los demás no tienen relaciones sexuales con sus autos.

– No del mismo modo que yo, pero gastar una fortuna para pintarlo, arreglarlo, tenerlo a punto, en equipo de sonidos o lo que sea demuestra un tipo de relación sentimental, ellos “cogen” gastando plata en él, y yo frotando mi pija por el perchero. Sé que suena raro, pero creo que lo mío es hasta más sano, yo estoy consiente de mis sentimientos hacia el perchero, el resto no, yo admito que amo a algo material, ellos no, si admitieran y se dieran cuenta de lo que en realidad representa su relación probablemente se frotarían más por el auto. Y es más, las tipas que cogen con un tipo por su auto o dinero prácticamente están cogiendo con el auto o el dinero del tipo, eso sin empezar a hablar de los fetichistas que cogen zapatos y eso.

Entiendo su punto, pero estoy seguro que usted entiende la preocupación de sus padres y amigos.

– Si si si, entiendo, yo también me preocuparía si estuviera en el lugar de ellos, pero desde mi punto veo todo claramente, me dicen “no, pero como vas a amarle a algo que no te puede devolver amor”, y esto me lo dicen amigos que se enamoraron de perras incapaces de devolverles amor, que les jugaron y les usaron como juguete de perro, amigos que tienen amores platónicos hacia personas que nunca van a conocer, enamorarse de algo que no te va a devolver el amor es perfectamente normal, solo que yo ya estoy consciente de que nunca me va a devolver el amor, entonces no espero ya eso. Soy capaz de dar y recibir amor, por eso tengo amigos y les amo a ellos y a mis viejos, pero ahora mismo es esta relación con el perchero la que me hace feliz.

Te ves pasando el resto de tu vida con el perchero?

– No sé, me gusta dar un paso a la vez.

Realmente veo que sos inteligente, y ya pensaste bastante sobre todo esto, veo que ves bastante claro el panorama, y si bien ambos entendemos el motivo de la preocupación de tus padres y tus amigos, creo que entiendo tu punto.

Aquí terminó nuestra sesión, si bien no me parecía que fuera a tener problemas futuros, le pedí que regrese como mínimo a cuatro sesiones más a lo largo del siguiente mes para realizar más evaluaciones, y debo admitir que hizo pensar bastante esta consulta. El modo en el que hablaba sobre como las personas se relacionan con sus objetos, y el modo en el que los demás miden los logros personales de acuerdo a los objetos que adquieren, ya sea un título, una casa, un auto o dinero en general, y también el modo en el que damos nuestro amor a personas que no lo responderán, así también amamos muchas objetos nuestros sin darnos cuenta, objetos que no son absolutamente necesarios, pero sin los cuales no nos sentiríamos completos, acaso eso no puede describirse como amor? Entonces que es el amor?

Saqué de mi bolsillo mi bolígrafo de la suerte y lo miré detenidamente mientras lo acariciaba y sonreía.

 

Publicado por

Sergio Camé

Cerca de ser psicólogo, y más cerca de necesitar uno. Editor de contenido en TheVentan.com y semi-coherente colaborador en QueMirar.com. Dicen que tengo un blog propio por ahí, pero no les creo.

4 comentarios en ““El hombre que amaba a un perchero”, una historia para rever varias cosas”

  1. Pingback: GVK Biosciences
  2. Pingback: DMPK Studies
  3. Pingback: Bdsm

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.