12806224_1243857352294650_1578150611187033746_n

El arte de delegar

Esta semana con Brunita nos tuvo corriendo de aquí para allá. Tuvimos visita rutinaria al pediatra donde nos contó que subió 600 gramos y que mantiene buen ritmo de crecimiento. También nos autorizo a que reciba su primera vacuna, la famosa BCG.

Nos tocaron días de correr de aquí para allá, sumando que por trabajo me tocó ir al Chaco Paraguayo por 3 días (mis primeros 3 días separados de ellas).

Por primera vez me sentí un poco sobrepasado con todo lo que había que hacer, al punto que olvide pagar a los chicos que trabajan conmigo en mi agencia digital. Sobre la marcha improvisando y con la ayuda de mi socia Paola, pudimos pagar en tiempo y fecha.

Lo del trabajo, sumado a las responsabilidades paternas y dirigir mi emprendimiento, terminaron convirtiendome en un pulpo humano.

Creo que la única lección pero SUPER importante es que con el tiempo hay que aprender a delegar y apoyarse en las personas cercanas.

Pau estuvo fantastica llevándole al pediatra y organizado la ida a la vacunación. Pao ayudo mucho al realizar los pagos a tiempo de la agencia y yo pude viajar tranquilo al Chaco, donde cerramos negocios importantes.

Las personas que te rodean, simplifican tu día a día y es una lección valiosa que les dejo: APRENDAN A DELEGAR.

Casi siempre queremos abarcar todas las responsabilidades, sobre todo los hombres, parece que no sabemos soltar las tareas.

Yo ahora duermo más tranquilo, sabiendo que tengo el apoyo de mi novia y mi socia, dos excelentes y talentosas mujeres, a las cuáles puedo delegar y apoyarme para tareas muy importantes.

Nos leemos la próxima semana.

12806224_1243857352294650_1578150611187033746_n

Publicado por

Istvan Nagy

Istvan Nagy

Soy más productivo de noche. No tengo club, partido político ni religión. Fan de Pink Floyd. Papá en construcción. La vida sin problemas es matar el tiempo a lo bobo.